GANADORES Y PERDEDORES POR EL PETROLEO EN EL 2016

Los actuales precios del petróleo son 70   por ciento menores  a los  vigentes hace dos años. Esta enorme reducción tendrá un impacto diferencial sobre el nivel de actividad económica de las naciones, habrá ganadores y perdedores según sean importadores o exportadores de combustibles. El FMI ya está pronosticando un cuadro caracterizado por una gran disparidad entre las naciones; el crecimiento global del PBI en este año 2016 se pronostica en 3,4 por ciento, algo por encima del 3,1 registrado el año pasado. Pero no todos crecerán igual y son varios los países que retrocederán. Mientras las naciones emergentes crecerán 4,3 por ciento, las naciones avanzadas lo harán a la mitad de esta velocidad (2,1 por ciento). España lidera la recuperación europea, con un crecimiento esperado del 2,7 por ciento, por encima del 1,7 previsto para toda la zona del euro. Entre los países emergentes se destaca India, con un crecimiento esperado de nada menos que 7,5 por ciento. Mucho se habla del “estancamiento” chino, pero lo que está ocurriendo es la esperada desaceleración del alto crecimiento registrado en las últimas décadas, ahora se espera en China un crecimiento del 6,3 por ciento, o sea el triple del crecimiento esperado en los Estados Unidos. Destaquemos que Europa y Asia serán ganadoras por la baja del petróleo.

El panorama del 2016 luce gris en América Latina, con una prevista recesión acumulada de dos años (2015 y 2016), primera vez que ocurre desde la recordada “década perdida”, con el retroceso del bienio 82-83. Pero no será gris para todos, ya que se espera que crezcan las economías de Chile y Colombia. También crecerá Perú al 3,3 por ciento, por encima del crecimiento del 2015. Todas estas naciones miran al Pacifico, región de firme crecimiento, estimado para este año en un 6 por ciento. México, la segunda economía latinoamericana, se espera crezca al 2,5 por ciento, expansión estimulada por la ya prolongada recuperación de la economía de los Estados Unidos.

La recesión de toda la región latinoamericana, a pesar de estos crecimientos de algunos países, se explica por la desempeño de tres naciones: Brasil, Venezuela y Argentina. La economía brasileña se estima retrocederá 3,5 por ciento, acumulando así una caída de nada menos que 7,4 por ciento en el bienio 2015-2016. No será fácil para esta economía líder en América Latina salir de esta recesión, mientras dure la evidente debilidad política de sus gobernantes. La situación de Venezuela es crítica, con una inflación del 270 por ciento anual durante el 2015, que se estima trepara al 700 por ciento durante este año. Enfrentamientos políticos entre gobierno y oposición,  alta y creciente inflación y, además,  caída en el precio del petróleo es un coctel explosivo en Venezuela. En Argentina se espera una caída en el PBI en el orden del 1 por ciento, las autoridades estiman que en el segundo semestre de este año, la economía se recuperara, alentada por crecientes inversiones. La caída del precio del petróleo ayudara a la balanza comercial argentina ya que,  Argentina durante la administración Kirchner perdió su autoabastecimiento y ahora importa combustible por alrededor de 7000  millones de dólares.

Finalmente: Globalmente quienes se perjudican o benefician con la caída en el precio del petróleo? Veamos, son 29 las naciones exportadoras de combustible, sobre un total de 189 países. Estas 29 naciones representan apenas el 11 por ciento de la población mundial y el 12 por ciento del PBI mundial. El balance es claro.

Se el primero en comentar en "GANADORES Y PERDEDORES POR EL PETROLEO EN EL 2016"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*