LOS MEDIOS DE PRENSA Y PERIODISTAS EN SU PEOR….MOMENTO!!!

Por el triunfo de Trump
LOS MEDIOS DE PRENSA Y PERIODISTAS EN SU PEOR….MOMENTO!!!

Para el que estas líneas escribe las 48 horas siguientes al triunfo de Ronald Trump fueron tiempos en donde el ego no dejó lugar, espacio a nada más, camino a los 77 años recibir ramos de flores, 2 cajas de vinos enviadas desde España, el costo del transporte para que llegaran el mismo día fue superior al costo del ticket aéreo, todo un reconocimiento para quien, contra todos, había anticipado dicho triunfo.

El llamado telefónico de uno de los personajes más importante del mundo económico español, uno del famoso Ibex quien casi diariamente su nombre figura en los periódicos, fue toda una muestra de la caballerosidad muy al estilo español, quien palabra más, palabra menos me dijo, personalmente no nos conocemos, sus informes llegan a nuestras oficinas, soy sincero con usted al decirle que nunca antes los había leído ni tampoco escuchado su apellido, ahora con el triunfo de Trump un colaborador me lo trajo, usted fue el único que lo predijo, todos los otros de muy afamadas firmas siempre dejaban las puertas abiertas a que el resultado fuera cualquiera, cara o cruz, blanco o negro, ninguno se jugaba mucho menos con los argumentos que usted expuso.

Todo comenzó casi 2 semanas antes el mismo día en que Rajoy era investido Presidente, abstención mediante del Partido Socialista Español, en paralelo invitado estaba cómodamente sentado en un palco del estadio Camp Nou presenciando el partido Barcelona, Málaga, pese a lo malo del mismo lo importante era el ambiente, a nadie le importaba lo que sucedía en Madrid, en política son dos mundos diferentes.

Había viajado a Barcelona cumpliendo con una programada charla, obviamente que las elecciones en los Estados Unidos no podían estar ausentes, fue allí como también en los informes contratados que periódicamente preparo para algunos grupos empresariales en donde claramente declaro que, pese a que todos indican lo contrario, el ganador sería Donald Trump.

Frente a los miles de millones de dólares invertidos en estudios y encuestas, frente a los más de 600 periódicos y grupos comunicacionales en su contra con solo poco más de diez a su favor, todos claramente se inclinaban dando como clara ganadora a Hillary Clinton, una ola que se expandió por todo el mundo, respondí con mi modesto análisis en el cual la reacciones psicológicas humanas eran su fuerte.

Dije, como ya había sucedido con el Brexit en Inglaterra y con el plebiscito en Colombia, las encuestas eran engañosas, no reflejaban la verdad, así como hubo vergüenza en mostrarse a favor del Brexit como también en contra de la paz en éste particular caso la verguenza era mostrarse a favor de un personaje como Trump, y mentían.

Frente a dos candidatos mentirosos e impresentables los electores optarían por el que aparentaba ser el más auténtico mentiroso, Trump.

Los latinos, en especial los mexicanos iban a ser los primeros en intentar poner una muralla a la mala imagen de los indocumentados, pero no lo decían, no podían aparentar ser traidores a sus mismos hermanos.

El feminismo, las mujeres no se veían representadas por la que pretendía ser la primera mujer presidente, no concurrirían a votar masivamente y las que sí lo hicieran sería por mitades para cada uno.

Frente a un aceitado Partido Demócrata la imagen de Trump luchando solo contra el mundo, abandonado hasta por su propio partido, el no doblegarse se convirtió en un claro punto a su favor.

Había otros pequeños grandes detalles como determinantes para el triunfo de Trump, fui el primer sorprendido al comprobar como el mundo se dejó arrastrar por una sensación ambiental equivocada, el alejamiento con la realidad que estaba allí a la vista, al alcance de todos. Comenzó con el New York Time y similares en fuerza e importancia, todos a favor de Hillary Clinton, de ellos bajó la ola expansiva como si fueran las Tablas de la Ley, el mundo lo repitió hasta el cansancio, los números, los sondeos les decían que tenía un 94% de ser electa presidente, los resultados están a la vista.

Los tiempos periodísticos mucho han cambiado, cada vez los aleja más de la realidad, ahora éste cada mes más pasa por las redes sociales, los medios mantienen poder pero pierden influencia y credibilidad, los periodistas también son de carne y hueso.

Aquí en Israel también fue una muy dura semana para los medios comunicacionales y sus periodistas. Ya hace tiempo que Netanyahu se enfrenta a un formidable ataque personal en el cual política y negocios se entremezclan, todos contra él y si no pueden lo hacen indirectamente contra su esposa. Todos los periodistas, tanto en diarios, radios y tv martillan permanentemente sobre lo mismo, entre ellos se realimentan, pero las bases actúan y reaccionan diferentes. Si fuera por los medios y sus periodistas Netanyahu ya debería haber desaparecido del mapa político, la realidad es diferente, por el momento no tiene rivales en puerta.

Ilana Dayan, posiblemente la más reconocida y respetada periodista israelí al presentar su programa televisivo semanal íntegramente dedicado a una investigación sobre el accionar de la oficina del Primer Ministro y sobre su esposa Sara y la influencia de ésta sobre él, nada nuevo y desconocido que no haya estado ya anteriormente en los medios y en boca de sus periodistas, cuando dio lugar a la consabida respuesta leyó un demoledor escrito de 6 minutos en el cual Netanyahu con tapones de punta atacó a la prensa, a periodistas y propietarios de medios, la mejor defensa es un buen ataque, quedó demostrado que nadie está exento de historias, ganador por nocaut, por un lado quedaron los periodistas, por el otro las bases que los leen, escuchan pero no les creen, fue la noche negra de Ilana Dayan.
Hace poco dentro de los innumerables mea culpa de los periodistas intentando explicar lo inexplicable recordé la expresión “ perro no come perro “ en referencia a la profesión periodística en donde rara vez la prensa habla de la prensa y de sus problemas, el corporativismo, pese a algunos engañosos enfrentamientos, se mantiene en su plenitud, hoy por ti, mañana por mí.
Un corporativismo que se encuentra en miles de profesiones y actividades, abogados que no quieren firmar denuncias contra otros abogados, médicos que no quieren firmar malas praxis de otros colegas, el corporativismo judicial, nada es nuevo, lo único nuevo es que la masificación de las redes sociales hace que cada vez más ése corporativismo se vaya agrietando, las fisuras sean incontrolables, las verdades muchas veces apoyadas por odios personales fluyen aunque se las pretenda esconder, las bases ya no están bajo el control absoluto de los grandes grupos comunicacionales. Influencia, mucho poder político y económico sí, de allí hacia abajo cada vez menos.
Hasta la próxima

Desde Israel por Israel Rabinowicz (analista político)

Se el primero en comentar en "LOS MEDIOS DE PRENSA Y PERIODISTAS EN SU PEOR….MOMENTO!!!"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*