CORONEL FRANCISCO IGNACIO DE ZAVALETA

Coronel Francisco Ignacio de Zavaleta (c.1788-1861)

Nació en San Salvador de Jujuy, siendo sus padres Francisco Ignacio de Zavaleta Galarraga y María Ignacia Martínez Hereña. Fue bautizado el 16 de febrero de 1788. Se alistó en las filas patriotas desde los comienzos de la guerra de la Independencia, asistiendo a numerosas operaciones militares, en forma tal que el 31 de marzo de 1815 ya era teniente de la 3ª Compañía del 2º Escuadrón de Partidarios de Jujuy. Formaba parte en aquella época de las huestes invencibles de Martín Miguel de Güemes que disputaban palmo a palmo el territorio de la Patria a los invasores realistas, y tan distinguidos fueron los servicios que prestó Zavaleta en aquella lucha a muerte, que el 2 de enero de 1816 fue promovido a capitán de la 5ª Compañía del Cuerpo de Caballería Cívica de Jujuy, por despachos extendidos por el gobernador de Salta, Dr. Mariano Gordaliza.

Al reorganizarse las fuerzas después de la invasión de 1817 pasó a ejercer la tenencia de la 5ª Compañía del 1er Escuadrón de Gauchos de Jujuy, siéndole extendidos por Güemes, el 1º de noviembre de 1818, despachos de capitán de la misma compañía y escuadrón. El 27 de agosto de 1819, el Director Rondeau le otorgó los despachos de aquella jerarquía, compañía y escuadrón.

Se halló en varias guerrillas cuando el enemigo atacó la banda y punta del Río Grande: “Jamás perdió un solo hombre -dice el comandante Manuel Lanfranco en un informe fechado en Jujuy el 5 de mayo de 1819- ni un caballo a esfuerzos de su vaquía y vigilancia, sin embargo de haberse visto muchas veces con solamente la fuerza de su compañía a la frente de fuerzas muy superiores del enemigo, y es constante que en toda la serie de sus notorios servicios se le ha notado un decidido patriotismo y buena comportación como oficial de honor”. En esta época Zavaleta mandaba la 3ª Compañía de la 2ª División del 1er Escuadrón.

El 26 de febrero de 1821, Güemes, en su carácter de Gobernador Intendente de Salta y general en jefe del Ejército de Observación sobre el Perú, le otorgó despachos del grado de sargento mayor.

Terminada la guerra de la Independencia, Zavaleta continuó sirviendo en las milicias de Salta, y cuando Jujuy se independizó, el 18 de noviembre de 1834, pasó al servicio de su provincia natal. El 8 de mayo de 1836, el general Pablo Alemán, gobernador de Jujuy, le extendió despachos de teniente coronel del 1er Escuadrón del “Regimiento Nº 2 de Argentinos”.

El 27 de enero de 1838 solicitó Zavaleta ser eximido del servicio “con el goce de mi respectiva graduación y uniforme, con los fueros y preeminencias que corresponden”; solicitud formulada por el estado achacoso de su salud. Un decreto del 31 del mismo mes no hizo lugar a la solicitud en virtud de los leales servicios prestados por Zavaleta, quien durante su enfermedad quedaba exceptuado del servicio activo de la milicia “y seguro que continuará en su clase en el ejercicio económico, atención y cuidado de su escuadrón”.

El general Alemán, en su carácter de gobernador, le otorgó despachos de coronel del Regimiento Nº 2 de Milicias Provinciales, el 21 de febrero de 1838. El 3 de marzo de este mismo año, Zavaleta quedó a cargo del gobierno de Jujuy, que le delegó Alemán, que salió a campaña ante la amenaza de invasión boliviana; el 20 de noviembre de 1838 Alemán fue depuesto, ocupando su puesto, Mariano Iturbe.

Derrocado el Brig. Gral. Juan Manuel de Rosas, al ocupar Urquiza la presidencia de la Confederación Argentina, reconoció las jerarquías militares que se habían otorgado en las diferentes provincias; el 23 de setiembre de 1858 Zavaleta fue reconocido como coronel de caballería, dándosele de alta en el Estado Mayor de plaza, sección Jujuy, con el goce de su sueldo en “inactividad” (Decreto Nº 61).

El coronel Francisco Ignacio de Zavaleta falleció en Jujuy, el 4 de diciembre de 1861. El 21 de enero de 1850 había contraído matrimonio en aquella ciudad con Inés Quintana, hija de Manuel Quintana y de Rosa Valerina del Portal; la que sobrevivió a su esposo hasta el 21 de abril de 1880, fecha en que falleció en Jujuy, a la edad de 75 años. No tuvieron sucesión.

El coronel Zavaleta fue uno de los notables jujeños que firmaron las bases del acuerdo con el gobernador de Salta, general Martín Miguel de Güemes, el 18 de agosto de 1815 a raíz del conflicto surgido con el Cabildo de Jujuy, bases que fueron ratificadas el 19 de setiembre del mismo año.

El 4 de febrero de 1839 fue sancionado el Reglamento provisorio para el régimen y administración de la provincia de Jujuy, cuyo texto se encuentra en el Registro Oficial de la Provincia, tomo primero, y está suscripto por Rufino Valle, José Mariano de la Bárcena, Alejo Ignacio de Marquetegui, Francisco Zabaleta, Juan I. Iriarte, Pablo Soria, Marcelino Bustamante, Ignacio Segurola, Pedro José de Sarverri, Pedro Castañeda, Roque Alvarado y Manuel Rosa de la Quintana.

Fuente
Efemérides –Patricios de Vuelta de Obligado
Portal www.revisionistas.com.ar
Yaben, Jacinto R. – Biografías argentinas y sudamericanas – Buenos Aires (1939).
Se permite la reproducción citando la fuente: www.revisionistas.com.ar

Se el primero en comentar en "CORONEL FRANCISCO IGNACIO DE ZAVALETA"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*