CÓMO ESTÁ CONFORMADA LA MESA CHICA DEL BANCO CENTRAL

Son horas intensas en el Banco Central. Y no sólo por las noticias que llegan del vecindario y que dan cuenta de un dólar que ya casi asoma a los 29 pesos sino por las negociaciones de último momento para saber quién se sentará en la mesa del Banco Central.

La confirmación de Luis Caputo como presidente, en reemplazo de Federico Struzenegger, trajo consigo una renovación en la entidad monetaria. La primera confirmación llegó para Gustavo Cañonero, un viejo conocido del ex ministro de Finanzas, que ahora era el número uno de SBS Group, un socio local de un fondo de inversión extranjero llamado Templeton. Ambos trabajaron juntos en el Deutsche Bank.

Cañonero, que cursó un doctorado en el Massachusetts Institute of Technology (MIT), es conocido, además, de Alejandro Werner, el economista para jefe para el hemisferio occidental del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Quien ya anunció que seguirá los pasos de Sturzenegger es Lucas Llach, hasta hoy vicepresidente de la entidad. Lo hizo mediante un tuit en su cuenta personal en la red social. Dentro del directorio hay suertes variadas. Demian Reidel, vicepresidente segundo, también será reemplazado. Sucede que era quién manejaba la mesa de dinero del BCRA, uno de los lugares cuyo desempeño en las últimas semanas de presión sobre el peso quedó muy cuestionada. Es impensado que Caputo, avezado justamente en esos temas, mantenga la estructura anterior en ese lugar clave.

Francisco Gismondi, actual director, será otro de los que parte, junto a Andrés Neumeyer, economista Jefe de la entidad. Aún no está despejada la incógnita respecto de quién será el reemplazante del gerente General, Mariano Gómez Vidal, un puesto clave que aún no tiene nombre propio.

Fabián Zampone, Pablo Curat, Horacio Liendo y Enrique Szewach, todos directores, mantendrán su lugar en el directorio.

Mientras el dólar coqueteaba con los 30 pesos, la danza de nombres se instalaba entre el Banco Central, la Casa Rosada y el Palacio de Hacienda. Santiago Bausili, actual secretario de Finanzas y mano derecha de Caputo, tiene muchas chances de mudarse a la entidad monetaria. Pero Nicolás Dujovne, que ahora quedará a cargo de un Ministerio de Hacienda y Finanzas, también tenía intenciones de retenerlo en el cargo. Algo similar ocurre con Pablo Quirno, jefe de Gabinete del ministerio de Finanzas.

Antes de irse, Sturzenegger había arreglado con la Casa Rosada la oxigenación del directorio con algún integrante de consenso con la oposición. Había un canal de diálogo abierto en el Senado para encontrar un candidato a ocupar una silla en la mesa chica del BCRA. Pero los planes cambiaron demasiado rápido. Y aunque aún quedan por cubrir tres directores, nadie se puede confirmar que vengan de ese espacio político; las urgencias mandan.

Por: Diego Cabot

Se el primero en comentar en "CÓMO ESTÁ CONFORMADA LA MESA CHICA DEL BANCO CENTRAL"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*