NUESTRO PUEBLO QUIERE SABER

“…Gramsci defendía la estrategia de una revolución pausada y no violenta que se infiltrase en la cultura occidental durante un largo periodo de tiempo… para destruirla desde dentro. También fue el primero en proponer la aplicación de fórmulas psicológicas para acabar con las tradiciones, las creencias y la moral que constituían el basamento del sistema, de tal forma que, además, la gente no tuviese posibilidad de resistirse. Sus palabras dejaban poco lugar para la duda: El mundo civilizado ha sido saturado de cristianismo durante dos mil años. Por ello, una tal cultura, basada en tal religión, sólo puede ser vencida desde dentro…”

Descripción: Descripción: C:\Users\Marcelino\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\PHOTO-2018-08-16-23-40-10.jpg

Luis E. Gotte con el filosofo Alberto Buela

El gran problema de este señor, es que no plantea la fórmula de reemplazo del Homo cristianus para llegar al Homo Socialistus.

Estas posturas fueron re-elaboradas por la belga Mouffe, juntada con el izquierdista argentino Laclau. Ambos utilizaron como tubo de ensayo a la Argentina, a través de Carta Abierta, financiada por el gobierno de Cristina F. de K.

Hoy tenemos el resultado de este experimento. Sus ejecutores quieren venir a completarlo.

El gran problema es que este grupo carece de COMPRENSIÓN de la realidad, se mueven en marcos teóricos. Los liberales fueron más rápidos de reflejos…sintetizaron la fórmula para reformularla en la construción del homo peter panus.

Cómo lo hicieron? Gramsci-Mouffe-Laclau-Carta Abierta-K nos desculturizaron, nos desnacionalizaron, nos deshispanizaron, nos deshumanizaron, nos están descatolizando. Las nuevas generaciones de jóvenes no tienen alma, no tienen espíritu, ni fe ni esperanza. Viven desresponsabilizados, cuestionan porqué uno más uno es dos, si tambièn puede ser tres. Jóvenes en la soledad del ser.

No pueden dejar de ser rebeldes para ser responsables.

Sin patria, sin nación, sin historia, solo viven un eterno momento de una rebeldía esclavizante. Ese vacío es llenado por el consumo compulsivo…mientras rompen y destruyen, pintan y degrada, filman con su celular de 20.000$.

Es el gran triunfo de la globalización.

LO QUE ES HOY, YA FUE ANTES.

Georg Lukács, teórico húngaro del marxismo, en 1919 llegó a la conclusión de que el verdadero y acaso único obstáculo para la aplicación real de los principios comunistas en el mundo occidental era la cultura occidental.

Tristemente, tuvo ocasión de poner en práctica sus ideas cuando, en 1919, el gobierno bolchevique de Bela Kuhn se instaló en Hungría, siendo nombrado comisario de cultura (un cargo similar que ocupó el anti-argentino RICARDO FORSTER).

Su primera acción de gobierno en el área de su competencia fue introducir un radical programa de educación sexual destinado a los escolares húngaros, ello como primer paso para minar consciente y en la más directa de las maneras la institución familiar, la cultura y los valores de aquella sociedad eminente y despreciablemente católica.

Se alentaba a los niños a rechazar la autoridad paterna y la de la Iglesia; y a ignorar los preceptos morales. Ya de paso, también intentó llevar esta revolución de valores a las mujeres húngaras. Pero ni los ciudadanos de aquel país ni los trabajadores ni las mujeres en él apoyaron tan brutales iniciativas.

Que el gobierno de Bela Kuhn sólo durase cinco meses fue debido en buena parte al ultraje que la clase trabajadora húngara sintió en sus arraigadas creencias por la aplicación de tales ideas.

AHORA PRUEBAN SU MODELO EN ARGENTINA, DEPENDERÁ DE NOSOTROS QUE TAMBIÉN FRACASEN.

Mar del Plata, 14 de Agosto de 2018

Prof. Luis E. Gotte

Autor de “Los desafíos del Justicialismo”

Se el primero en comentar en "NUESTRO PUEBLO QUIERE SABER"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*