REBOTES LEGALES DE UN DECRETO

¡Se arrepintieron los que blanquearon!

Los rebotes legales del Decreto presidencial que benefició a la familia del Príncipe (en términos de Nicolás Maquiavelo), han provocado diversas reacciones en días cuando trascienden el secreto fiscal diversidad de adhesiones al blanqueo. La trama de familiares y empresarios allegados al presidente Macri que se acogieron al blanqueo de bienes no declarados sumó un nuevo capítulo a este esqueleto judicial, llegando a un blanqueo al menos de $9.807 millones y podrían perder los beneficios de la ley por la investigación judicial en curso, por la sencilla razón que han admitido el pago de coimas y de pagos ilegales.

La Justicia rechazó la denuncia de Felipe Solá para que se declare inconstitucional el decreto de Macri que habilita a familiares de funcionarios a ingresar al blanqueo.

La Ley Nº27.260 de Sinceramiento Fiscal (blanqueo), promulgada en el año 2016, sufrió una extraña corveta legislativa cuando el gobierno de Mauricio Macri modificó, mediante el Decreto Nº1.206/2016, dicha ley para habilitar y consentir el ingreso de familiares de funcionarios al blanqueo violentando el artículo 83 de la citada norma legal.

El artículo 21 del conflictivo decreto es contrario a la legislación del blanqueorompe el sentido restringido de la norma y abrió las puertas para que todos los familiares de funcionarios públicos blanqueen dinero y bienes no declarados.

La cuestión radica en si se pueden acoger a los beneficios del Sinceramiento Fiscal y si el blanqueo es consecuencia de dinero de la “Coima”, o de dinero ‘negro‘; de ser así, se perderán los beneficios y se ampliarán las causas penales en contra de la familia del Presidente.

El decreto que Mauricio Macri firma, junto a Marcos Peña, y al entonces ministro de Hacienda Alfonso Prat-Gay, se da en simultáneo con la investigación judicial que tiene a la Argentina en la mira del mundo actualmente.

Mientras el juez Claudio Bonadio y el fiscal Carlos Stornelli están al acecho de nuevos arrepentidos para comenzar con los procesamientos y las elevaciones a juicio oral, el primo del Presidente, Angelo Calcaterra, gerente del Grupo SOCMA, firma insignia del holding de la familia presidencial, legalizó $149 millones (US$17.931.042), a partir de la ley de blanqueo que firmó su primo hermano.

Calcaterra es uno de los arrepentidos en la causa de los cuadernos y se transformó el imputado colaborador a consecuencia de reconocer que hizo pagos ilegales para la campaña K.

El primo del Presidente de la Nación y sobrino del dueño del emporio familiar SOCMA, holding de negocios, era el dueño hace un año de la constructora IECSA, empresa que le había “vendido” su tío, Franco Macri.

A su vez, el allegado del Presidente, Leonardo Maffioli, CEO de la firma del Grupo Macri, blanqueó más de $76 millones gracias al decreto ordenada por Macri.

También se registró entre los blanqueadores a Armando Amasanti, ex socio de Correo Argentino e integrante de Cap Loren Panamá SA.

El blanqueo de Amasanti sumó más de $73 millones.

Carlos Libedinsky es socio de Jorge Macri, intendente de Vicente López, vicepresidente del PRO bonaerense y primo del Presidente.

Libedinsky blanqueó en diciembre de 2016, al menos, más de $61 millones.

A ese monto se suman los US$4 millones blanqueados por el hermano de Macri, Gianfranco.

Según parece, los beneficiados por el blanqueo impuesto por el Presidente de la Nacion, llegan al entorno directo de la familia presidencial y sus colaterales.

¿Blanquearon plata negra? ¿Era plata de origen dudoso? ¿Hasta qué punto la investigación de los “Cuadernosgate” salpican al Presidente tanto como a la Ex Presidenta?

Por JUAN PABLO CHIESA

Se el primero en comentar en "REBOTES LEGALES DE UN DECRETO"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*