EL SALTO DE DÓLAR ABRE OPORTUNIDADES PARA LOS FONDOS COMPRADORES DE EMPRESAS

Las firmas de private equity volvieron después de las elecciones de 2015.Se focalizaron en telcos, real estate y retail. Ahora, miran turismo y energía

 

La reciente tormenta cambiaria puso en pausa pero no espantó a los fondos de private equity, que habían vuelto a sobrevolar la Argentina después de las presidenciales de 2015. “Sí, cambiaron”, reconoce Carlos Ingham, socio fundadador de Linzor Capital Partners, uno de los cuatro grandes activos hoy en el mercado. “Hemos visto 120 oportunidades en el último año y medio. Cosas para mirar hay muchas. Seguimos muy interesados; no hemos frenado”, asegura. En 2015, Linzor levantó su tercer fondo, de u$s 621 millones, de los cuales, hasta febrero, le quedaban u$s 400 millones líquidos. Desde entonces, todavía, no cerró ninguna adquisición.

El último año y medio había sido movido para el mercado de las M&A. En diciembre, Riverwood Capital compró, junto a Blackstone, Metrotel (u$s 190 millones). También en 2017, Riverwood entró a un competidor, Gigared. Southern Cross, el fondo de Norberto Morita, adquirió Broadbandtech (BBT), para hacerse de proveedoras de telecomunicaciones en el Interior. En agosto, Alba Capital Partners compró dos compañías, Sidacto Telecomunicaciones y A1 Torres, en las que, anunció, invertirá u$s 30 millones para desplegar 400 torres en el país. Supercanal, en tanto, fue adquirida por el fondo Carval Investors, que invertirá unos u$s 400 millones en la operadora de TV paga.

Victoria Capital, que, en 2016, compró la mayoría de Los Grobo,  está preparando su tercer fondo. Según su número uno, Carlos García, no superará al anterior, de u$s 850 millones. En Brasil -donde hizo sus más recientes inversiones-, se habla de más de u$s 500 millones. Otro que había estado activo era PointState Argentum, que compró, en 2015, el 42% de Genneia y, este año, sumó otro activo, el Sheraton y el Park Tower de Buenos Aires, por u$s 100 millones. Y, en el sector de indumentaria, en septiembre, tras el ingreso de L’Catterton a Rapsodia, Grupo de Narváez compró, con ese fondo estadounidense, a Caro Cuore. En marzo, se expandieron al segmento infantil, con la adquisición de Babycottons.

Algunos creen que no es mal momento para comprar. “Se puede ver que, objetivamente, exite menos déficit fiscal que en 2017, una moneda mucho más competitiva y una buena parte de los precios relativos más sincerados”, analiza Jerónimo Bosch, managing partner de Grupo Pegasus. En abril, el fondo -del que, la semana pasada, formalizó su salida accionaria el vicejefe de Gabinete Mario Quintana- se alió con Equity International, Goldman Sachs Merchant Banking Division y Centaurus Capital para lanzar ARG Realty Group, una compañía de real estate con budget para invertir u$s 300 millones.

   ·      Lo que viene

“Nos gusta el sector relacionado con el turismo”, agrega Bosch. Este año, en Colombia, Pegasus adquirió El Viajero Hostels, empresa en la que invertirá u$s 35 millones para aperturas y remodelaciones. “Analizamos abrir operaciones acá”, anticipa. Tampoco descarta aterrizar en el mercado local con Calucé, una operadora de residencias para adultos mayores. “Estamos mirando algunas cosas en energía. Más de generación, de renovables. Este tipo de proyectos, más reservados a grandes bancos, se pueden generar desde el private equity”, anticipa. No es el único fondo que busca oportunidades en Oil & gas. Allí, miran con atención competidores como Lucens Capital.

Una de las últimas transacciones locales fue la del fondo argentino Humus Capital, que se unió con el estadounidense Acon y compró Biosidus, en junio. Ramiro Lauzan, socio director, cree que el mercado de private equity tendrá movimiento en sectores. “En términos generales, me imagino que, muy probablemente, experimentemos un menor nivel actividad en private equity durante los próximos 12 ó 18 meses”, dice, cauto.

Por ANDRÉS ENGLER

 

Se el primero en comentar en "EL SALTO DE DÓLAR ABRE OPORTUNIDADES PARA LOS FONDOS COMPRADORES DE EMPRESAS"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*