LOS GREMIOS SE REARMAN- AUMENTOS DE COMBUSTIBLES

El consumidor sigue pagando (indexada) la factura de los platos rotos. Sica, Triaca, UIA, Gremios: Todos contra todos en plena devaluación. Dólar a $39,50 y nuevo aumento de naftas: YPF subió 9,5% y Axion un 12%.

En el fin de semana arrancó el 9no mes del año y la preocupación central de mayor parte de la población, que empata o pierde frente a la carestía de la vida que le depara la Administración Macri, es cómo llegar a fin de mes, primero, y a fin de año, después. Muchos automovilistas hicieron la cola en las estaciones de servicio para cargar combustible antes que rigiera el aumento y un número importante se volcó a los supermercados para adelantar las compras del mes lo más posible, ante la desaparición de promociones y ofertas y los faltantes de mercaderías en góndolas. En otra sintonía, como es natural, el Presidente y sus colaboradores dedicaron sábado y domingo a elaborar una propuesta de ajuste en las cuentas fiscales para presentar ante el Fondo Monetario Internacional y un nuevo aumento en la presión impositiva embozado en una dieta a la burocracia estatal exacerbada bajo el poncho de la herencia kirchnerista. Está claro que las prioridades de la Casa Rosada pasan más por proteger pellejos de un escarnio político que afecte la reelección en 2019. Y, fundamentalmente, por evitar que el jefe de Gabinete, Marcos Peña, sea exonerado de su cargo, aunque ello signifique maquillarle un recorte de poder. Pero las urgencias del consumidor, en cambio, transitan por ver qué cuentas se pueden dejar de pagar para que alcance la plata y qué gastos cortar o sustituir aun en desmedro de su calidad de vida. El nuevo esquema de gobierno obliga a nuevas conversaciones entre empresarios, el ministro de Producción Dante Sica, que tiene como cliente a muchos de la Unión Industrial Argentina en su consultora, el devaluado secretario de Trabajo Jorge Triaca y los gremios que intentan ganarle la pulseada a la CGT para adelantar el paro general. La impactante corrida cambiaria y espiral inflacionaria tensó la cuerda más de lo previsto y ahora todo girará en torno a para la sangría salarial y laboral. YPF aumentó, desde las 0 de este martes (4/9), un 9,5% sus naftas para Capital y el Gran Buenos Aires y el 8,5% para el resto del país, a apenas tres días de haber aumentado un 1,2% todas las petroleras el pasado 1º de setiembre. La siguió Axion con una suba de entre 10% y 12%. Tres días antes, Shell subió un promedio de 12%. Fue por la aplicación de la suba de un impuesto (el impuesto a la transferencia de combustibles), más un mayor costo por el componente de biocombustibles. Pero el mayor factor fue la devaluación del peso.

La política no es ni vieja, ni nueva. La autopsia de una devaluación del 110% en 8 meses, con una inflación lanzada arriba del 40%, tasa de interés de referencia en el 60%, un riesgo país que supera los 700 puntos, la sitúa en la escena del crimen.

Mientras buena parte de los funcionarios del equipo de Mauricio Macri, responsables directos de estos resultados, transcurrían el domingo en la residencia de Olivos tratando de minimizar los costos que les acarrearán a su nueva o vieja carrera política, según los casos, la gran mayoría de la población, sumergida en la incertidumbre, hacía cuentas sobre cómo llegar a fin de setiembre con la oleada de aumentos en combustibles, luz y gas, prepagas, alquileres, expensas, las cuotas de la tarjeta sideralmente recargadas por los intereses y hasta en los cigarrillos, para los que son fumadores.

Los supermercados se llenaron el fin de semana de mucha más gente recorriendo góndolas que los carritos de mercaderías, sin que, como sucede tratándose de la política, salieran los culpables a trazar antojadizas diferencias entre nuevos o viejos consumidores.

Descripción: Descripción: https://cdn.urgente24.com/sites/default/files/notas/2018/08/27/63_golpea.jpg

Una ironía de Gabriel Ferrari, el popular Fechu.

Los tickets que se pagan en las cajas cantan la precisa. Ahí no cuenta si echan o sigue con poderes recortados un jefe de Gabinete, como Marcos Peña, o si las cabezas en bandeja de plata que se han ido entregando para que permanezca en el cargo cuando era boleta justifican un virtual mea culpa: ¿son suficientes para cubrir una gestión más discursiva que conducente los sacrificios de un ignoto subsecretario como Vladimir Werning, tras la del 28 de diciembre, o de los 2 secretarios subalternos, como Mario Quintana y Gustavo Lopetegui, ante la corrida actual?

En las narices del público, las grandes cadenas comerciales remarcaron en el fin de semana los precios de productos de primera necesidad exhibidos en las estanterías y en algunas dejaron el espacio vacío cuando el proveedor no reponía a la espera de definir los nuevos valores.

En un relevamiento realizado por ámbito.com, el dueño de la cadena Maxiconsumo, Víctor Fera, reconoció que “puede haber desabastecimiento” de artículos alimentarios por la devaluación del peso, y estimó que si el dólar se mantiene en el nivel alcanzado en agosto, tras el avance del 35,5%, el incremento en los productos se ubicará entre “12 ó 13%” durante el mes.

Criticó la actitud de los colegas: “Con corregir 4 o 5 artículos o 10 se puede abastecer al mercado. No se puede ganar toda la vida”, señaló en diálogo con radio Mitre.

El Cronista Comercial observó que en casi todas las cadenas se dieron de baja muchas de las promociones habituales y se sobreimprimieron ofertas en los cartelitos. Calculó que en electrodomésticos hubo correcciones en las listas entre 15 y 20%.

Los encuestadores de las consultoras que hacen el seguimiento del consumo trabajaron horas extras el fin de semana y registraron, en sus informes preliminares, que muchos de los que cobraron el sueldo el viernes, concurrieron a los locales a anticipar compras para cubrir el mes.

Horas antes, no fueron pocos los consumidores motorizados que habían hecho cola en las estaciones de servicio para llenar el tanque antes se aplicara la 3era alza de los combustibles en menos de 30 días. Inclusive, al ser heterogénea, porque mientras Shell subió 12%, YPF arranca desde 2% (consecuencia, según los casos, de haberse trasladado la incidencia de una mayor carga impositiva y el impacto de la escalada del dólar), los puntos suspensivos sugieren que esos retoques no tardarán en emparejarse para arriba.

· Pirámide rajada

Si bien la pirámide del nivel socioeconómico establece marcadas fronteras entre una minoritaria clase media alta cuyo estándar de vida y placeres no se inmuta con estas crisis y una mayoría que abarca a pobres, emprobrecidos y los que hacen malabares para no serlo, el ajuste hace rato que llegó al seno de la economía hogareña.

“En términos de niveles socioeconómicos se mantiene el quiebre en la pirámide social, por lo que niveles altos y medios todavía sostienen valores positivos con respecto a 2017. En tanto, en los niveles bajos se acentúa la caída del consumo”, observa el director comercial de la Kantar Worldpanel, Federico Filipponi.

El apriete del cin turón viene duro y parejo: “En los últimos 3 meses, el 57% de las categorías perdió compradores respecto del año anterior, algo que se acentuó especialmente en junio y julio”, sostuvo.

Excepto cuidado personal, todos los sectores pierden volumen, según el informe,, que además revela que se acelera la caída de pimeras marcas, y únicamente las propias de las cadenas y especialmente las low price o de bajo precio, muestran avances en volumen.

También la malaria viene siendo captada por Focus Market en los 500 puntos de venta que chequea: en junio (con la corrida cambiaria en pañales y los tarifazos en primer plano) por ejemplo verificó que en un año el promedio de compra de leche por habitante bajó de 44 litros anuales a menos de 40.

Verificó que en el caso de los chicos tomaron lugar como bebida los jugos en polvo y las gaseosas, entre éstas, con preeminencia de segundas marcas. En cuanto a los adultos, las infusiones reemplazaron al fluido lácteo perdido.

Hilando más fino, inclusive, los vinos de gama media mejoraron su performance mientras se tomó menos cerveza, claro que por el frío, además de por el impuesto que golpeó los bolsillos.

Otra modificación de hábitos trajo la suba del 50% en las pastas por el efecto trigo, contra entre 2 y 4% que corrigió al alza el arroz, y 20% la polenta.

En paralelo a la caída en volumen, los aumentos de precios se intensifican y llegan al 27% respecto a julio del año pasado, cuando en junio la variación interanual había llegado a un 25%.

De las sumas y restas surge que ya en julio se había registrado una variación negativa del 3% en el consumo en hogares, que se encadena con los retrocesos del 1% en mayo y del 2% en junio.

Agosto y lo que pinta para setiembre auguran que se va de mal en peor y que, en consecuencia, se repetirá por 3er año al hilo el desplome del consumo.

“El consumo masivo cerrará un 2do semestre con una baja similar a la de julio; así 2018 caerá entre un 1% y un 2%”, afirmó Filipponi.

Antes que las estadísticas confirmen para fin de año lo que muchos de los analistas trivializan como humor social, los presupuestos familiares padecen y seguirán padeciendo en el día a día los efectos conducentes que las malas praxis de la nueva o vieja política le facturan a la sociedad.

Los abonados de inicio de gestión, como los tarifazos, tasas de interés y los llamados precios regulados, encontraron en el tipo de cambio un poderoso motor que retroalimenta presiones inflacionarias, Para no perder la costumbre, el gobierno autorizó una nueva suba del 8% en las cuotas de la medicina prepaga, lo cual se aplicará a partir del 1º de octubre, de acuerdo con el visto bueno a las planillas de costos presentadas por las empresas que firmó la Superintendencia de Servicios de Salud antes que el ministro Adolfo Luis Rubinstein quedara devaluado por la reforma que se acaba de anunciar.

Cuando aún faltan 4 meses para finalizar el año, acumulan 29,8% de aumentos, que se van a 33,5% en la comparación interanual.

· LOS GREMIOS SE REARMAN: Sica, Triaca, UIA, Gremios: Todos contra todos en plena devaluación

El nuevo esquema de gobierno obliga a nuevas conversaciones entre empresarios, el ministro de Producción Dante Sica, que tiene como cliente a muchos de la Unión Industrial Argentina en su consultora, el devaluado secretario de Trabajo Jorge Triaca y los gremios que intentan ganarle la pulseada a la CGT para adelantar el paro general. La impactante corrida cambiaria y espiral inflacionaria tensó la cuerda más de lo previsto y ahora todo girará en torno a para la sangría salarial y laboral.

Descripción: Descripción: https://cdn.urgente24.com/sites/default/files/notas/2018/09/04/gabinete.jpg

Todo igual. Sólo se cambió el organigrama y se le dio el último empujoncito para profundizar la recesión.

Una buena para los gremios: tanto Triaca como Sica reconocen la falta de previsibilidad para la creación de nuevos puestos laborales y todo girará ahora en torno a la contención y a parar la sangría del poder adquisitivo. No más que eso.

Casi como por arte de magia, Jorge Triaca se despertó en medio de la corrida cambiaria y de un fin de semana inolvidable para muchos de la Casa Rosada y salió a reconocer el pasado lunes 3 de septiembre que “hay pérdida del poder adquisitivo” y que “se perdieron las expectativas de creación de nuevos puestos laborales”.

Aún así pidió a los gremios “ir a un escenario donde bajemos el nivel de conflictividad. Tenemos una expectativa de ir recuperando el poder adquisitivo del salario, la pérdida coyuntural que ha tenido en los últimos meses, sobre el final de año y principios del año que viene”.

En diálogo a El Cronista, Triaca arremetió contra la falta de expectativa que genera este tipo de corridas cambiarias: “Lo que genera oportunidades de empleo es la previsibilidad. Desde mayo de este año hemos perdido esa previsibilidad en parte por cuestiones locales y por cuestiones internacionales. En el momento en que deja de haber previsibilidad, deja de haber expectativa de contratación de personas y eso lo hemos visto en los últimos meses”.

Sica, desde el diario La Nación se sumó a este diagnóstico: “La volatilidad en los mercados es lo que más me preocupa porque el inversor y el consumidor se estacionan. Frenan, postergan, espera… Se toman una pausa. Por eso, la clave es poder estabilizar el tipo de cambio para recuperar el consumo”.

Sica, además, intentó desactivar la proyección hiperinflacionaria que se animan a analizar los economistas y gremialistas, aunque no se animó a desarrollar mucho sus fundamentos: “No hay riesgos de un espiral inflacionario. Para tener un espiral debería haber una política monetaria expansiva pero hoy la emisión es cero. No estamos en una etapa de espiral de precios. Para nada”.

En tanto, el triunvirato de la CGT sesionará el L20 en Mendoza (capítulo gremial del G-20) y los sectores disidentes, con Hugo Moyano a la cabeza, harán lo propio en una reunión reducida en el sindicato de mecánicos (Smata). Allí intentarán presionar para ir a un paro general cuanto antes.

“Pareciera que el 25 de septiembre está lejísimos y todo depende de los que nos gobiernan. Hay una falta total de confianza y no podemos descartar nada. Todo es posible”, advirtió Acuña sobre la posibilidad de reformular el cuarto paro nacional dispuesto por la CGT durante la gestión de Cambiemos.

· DESDE ESTE 4/9: Dólar a $39,50 y aumento de naftas: YPF subió 9,5% y Axion un 12%

YPF aumentó, desde las 0 de este martes (4/9), un 9,5% sus naftas para Capital y el Gran Buenos Aires y el 8,5% para el resto del país. La siguió Axion con una suba de entre 10% y 12%. Tres días antes, Shell subió un promedio de 12%. Fue por la aplicación de la suba de un impuesto (el impuesto a la transferencia de combustibles), más un mayor costo por el componente de biocombustibles. Pero el mayor factor fue la devaluación del peso.

Descripción: Descripción: https://cdn.urgente24.com/sites/default/files/notas/2018/09/04/naftas_aumento.jpg

YPF vuelve a guiar los aumentos con una suba del 9,5% en las naftas, Axion la siguió con un 12%

La dispara del dólar de agosto a casi $40 y otros factores como la suba del impuesto a la transferencia de combustibles y un mayor costo por el componente de biocombustibles, le meten presión a los precios liberados de las naftas. Hace tres días, Shell subió sus precios un promedio de 12% e YPF un 1,5%. Este martes (4/9) YPF aumentó un 9,5% sus naftas para Capital y el Gran Buenos Aires y el 8,5% para el resto del país. La siguió Axion con una suba de entre 10% y 12%.

Con el dólar a $ 28, las petroleras esperaban realizar una remarcación de 10% hasta fines de año, en tramos de 3%. Pero con el nuevo tipo de cambio, dicen que necesitan una recomposición más urgente. Aún así, sostienen que se encuentran un 25% por debajo de sus costos.

El nuevo incremento llevó las naftas Energy 8K a $ 36,77, la Energy 5K a $ 31,96, la Energy Euro + Diésel a $31,50 y el diésel a $ 26,86.

Pan American Energy, operadora de Axion, ya había comenzado a autorizar las subas en distintos puntos del país días atrás.

Por su parte, el litro de nafta súper en YPF pasa de $30,34 a $33,23 y el de premium de $36,42 a $39,88, mientras el gasoil va de $26,38 a $28,89, y el de más calidad de $31,65 a $34,65.

¡Todo sobre las espaldas del pueblo, mientras el gobierno sigue descarriado y desorientado! ¡¡¡DE TERROR!!!

Buenos Aires, 5 de setiembre de 2018

Dr. Gregorio Reynoso

Ex Subsecretario de Estado

[Mensaje recortado] Ver todo el mensaje
Zona de los archivos adjuntos

Se el primero en comentar en "LOS GREMIOS SE REARMAN- AUMENTOS DE COMBUSTIBLES"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*