LA FLOTA GALLEGA ROMPE EL TECHO DE CAPTURAS DE CALAMAR EN MALVINAS Y ABRE NUEVOS MERCADOS

Pesca más de 51.000 toneladas en la primera campaña del año -Los 16 buques incorporan un observador a bordo -China se erige como uno de los principales compradores en el extranjero


Caladero del suroeste Atlántico

Miguel G. Montero
La flota gallega en Malvinas emprenderá en los próximos días el regreso al puerto vigués tras batir el récord de capturas de calamar Loligo durante la primera campaña del año. Según informa a FARO el departamento de Recursos Naturales del Gobierno isleño, la flota ha superado las 51.000 toneladas del preciado cefalópodo en lo que consideran “un buen año” de faena. La cifra supone 10.000 toneladas más que en el primer período del año pasado (casi un 25% más) y un volumen total que supera las capturas anuales de años escasos como 2015, 2011 o 2009. Además, el aumento de la pesca viene acompañado de una reducción de las capturas en aguas internacionales del otro calamar abundante en la zona (la pota, el Illex Argentinus) y una apertura de nuevos mercados para las empresas gallegas, especialmente en el extranjero con China como principal protagonista.
La campaña finalizó oficialmente el pasado sábado, pero parte de los 16 buques se encuentran acabando esta semana la faena (recuperando días de parada obligatoria por mal tiempo o averías) y desde Malvinas ya están haciendo recuento. El director de Recursos Naturales de las Falkland, John Barton, explica que recientemente se ha cerrado “toda la parte norte de la zona de pesca” debido a que ha aumentado “la proporción de calamares más pequeños en las capturas”. Son medidas como estas las que mejoran una pesquería que lleva cuatro años remontando tras tocar fondo en 2015, cuando solo se pescaron 29.573 toneladas.
Las más de 51.000 toneladas suponen un hito para la primera zafra del año, que dio comienzo el pasado 24 de febrero. Los armadores dan habitualmente por buena una cifra de capturas de en torno a 45.000 toneladas anuales, por lo que el actual resultado les deja más que satisfechos. “Se ha pescado bien. Sobre todo porque no hubo distorsiones con lobos marinos o cualquier otra alteración medioambiental”, apuntan. En este sentido, John Barton recuerda que la flota utiliza los dispositivos de exclusión de focas (para evitar la captura accidental) de forma obligatoria y que no tuvieron “ningún impacto en las capturas”. “Estamos encantados con el modelo, la gestión y la estabilidad del caladero”, agregan fuentes de los armadores de Vigo, que apuntan que este año cada buque llevó su propio observador científico a bordo financiado por las propias empresas.
• Mercados
Fuentes de los armadores recuerdan que la abundancia de capturas puede llevar a una fluctuación en los precios por la ley de la oferta y la demanda, pero que de momento se mantienen estables respecto a otros años. Eso sí, destacan los nuevos mercados abiertos en los últimos años. “Ahora ya no solo es España, Italia, Portugal, Croacia o Francia”, explican, “cada vez se abre más a mercados con un enorme potencial como Sudáfrica, Estados Unidos o China, que lleva dos años y cada vez va cogiendo más fuerza”.
Y es que el recurso que captura la flota viguesa es esencial para nutrir el mercado mundial de cefalópodos. Sobre todo ahora que flaquean las capturas de pota. Barton explica que esta pesquería en las Malvinas fue “bastante baja”. “Con solo poco más de 40.000 toneladas, muchos jiggers -poteros- ya han abandonado nuestra pesquería”, comenta. De igual forma también explica que hubo “un gran movimiento” hacia aguas del Pacífico de los barcos chinos concentrados en aguas internacionales, especialmente en la conocida como milla 201, la frontera marítima de Argentina. “Las capturas en alta mar de Illex eran bastante pobres; fueron mejores en Argentina, pero en general es un año bajo para la pota”, resume Barton.
Y es que dentro de aguas argentinas las capturas de pota se están manteniendo estables por tercer año consecutivo. Según los registros de la Subsecretaría de Pesca del Gobierno de Mauricio Macri, la flota logró capturas de 90.702 toneladas, muy similares a las 93.236 de los cuatro primeros meses de 2018 o las 89.306 de un año antes.
Adrián Amoedo
Vigo 01.05.2019

Se el primero en comentar en "LA FLOTA GALLEGA ROMPE EL TECHO DE CAPTURAS DE CALAMAR EN MALVINAS Y ABRE NUEVOS MERCADOS"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*