BERNARDO ECHEVARRÍA

Natural de Buenos Aires.  En 1821 se embarcó en el bergantín de guerra “25 de Mayo”, que comandaba el capitán Bartolomé Cerreti, y del cual era 2º el teniente Francisco Seguí; buque-insignia de la escuadrilla porteña que, a las órdenes del general José Matías Zapiola, fue encargada por el gobernador general Martín Rodríguez para hacer frente a la de Ramírez, que estaba al mando de Manuel Monteverde; Echevarría fue dado de alta en calidad de artillero de preferencia y encargado a la vez “de la despensa” (informe del general Zapiola, de diciembre de 1866).

En aquél carácter asistió a las operaciones que finalizaron con la derrota y la muerte de Monteverde, en la acción de la boca inferior del Colastiné, el 26 de julio de 1821 (16 días después de la muerte de Francisco Ramírez, en Río Seco, provincia de Córdoba).  Terminada la campaña, fueron licenciadas las tripulaciones, tocándole a Echevarría esta suerte.

Después de licenciado pasó a servir en el Departamento de Policía, en esta ciudad hasta que se declaró la guerra con el Brasil, en que volvió a incorporarse a la Marina, pasando a formar parte de la dotación del “Rápido”, con el que salió en un crucero a las costas del Brasil, en el que fue tomado prisionero, situación en que permaneció hasta que se firmó la paz con el Imperio.

De regreso al país, el 26 de octubre de 1829 fue incorporado al Regimiento Patricios de Caballería de Buenos Aires, destacado en la Guardia del Monte; cuerpo que estaba mandado por el coronel Gervasio Espinosa y del cual era 2º el teniente coronel Mariano Espinosa.  Su alta efectiva en el regimiento de referencia lleva fecha 21 de noviembre de 1829, y con la de 1º de febrero de 1830, le fueron extendidos despachos de capitán de la 1ª Compañía del 1er Escuadrón del mismo.  Desde el mes siguiente de su incorporación hasta junio de 1830 estuvo en comisión en la “Hacienda Rodríguez”; volviendo a la Guardia del Monte de julio a octubre de este último año, fecha en la que pasó al primer punto (Hacienda de Rodríguez) por los meses de noviembre y diciembre de 1830.

A comienzos del año siguiente marchó a la campaña de Córdoba, asistiendo a las operaciones contra el general José María Paz.  Caído éste prisionero, el Regimiento de Echevarría regresó a Lobos, en setiembre de 1831, punto de donde había partido en enero del mismo año para tomar parte en aquella campaña.  Desde noviembre de este mismo año pasó de guarnición a Tapalqué.

En febrero de 1832 se sublevó el Regimiento Patricios de Campaña, acompañando Echevarría al 2º Jefe, comandante Mariano Espinosa, para contener a los sublevados, lo que se verificó con la cooperación del Regimiento 3º de Campaña.  Al día siguiente Espinosa hizo marchar a Echevarría con su compañía, a la estancia del general Marcos Balcarce, conduciendo a los principales reos de la rebelión, para ser ejecutados los autores materiales del hecho o cabecillas, lo que efectuó el capitán Echevarría al día siguiente de llegar, en cumplimiento de las órdenes perentorias que había recibido.

Tomó parte en la expedición al Desierto a las órdenes del general Juan Manuel de Rosas, desde marzo de 1833, y por su comportamiento en la campaña fue ascendido a sargento mayor con fecha 2 de agosto del mismo año.  Terminada la campaña, Echevarría fue destacado en 1834 a Tapalqué con el fin de hacerse cargo del comando de aquel punto y al subir Rosas al poder, ordenó a aquél que al frente de los soldados de su escolta se trasladara a aquel lugar, y presenciara el fusilamiento de los indios condenados a muerte, sentenciados por sus caciques y jefes de las tribus hasta entonces adictas a Rosas, y que acompañaron a la columna expedicionaria al Desierto en la campaña arriba mencionada.  Echevarría fue incorporado a la Plana Mayor del Ejército. por Orden Superior, el 1º de junio de 1835, destacado entonces en “San Serapio del Arroyo Azul” y como “Comandante de Tapalqué” desde fines del mismo año; revistando así hasta el fin del gobierno de Juan Manuel de Rosas.

Rosas nombró a Echevarría, comandante militar y juez de paz de Tapalqué y en el ejercicio de este cargo debió rechazar numerosas invasiones de indios en el largo plazo que permaneció al frente de aquel puesto avanzado, desde 1834 hasta el mes de abril de 1848, en que regresó a Buenos Aires.  Había sido promovido a teniente coronel con fecha 15 de julio de 1839.  En Tapalqué desempeñó “comisiones muy honrosas con actividad, pericia militar y honradez” (informe del 3 de enero de 1867 del coronel Mariano Espinosa).

Asistió a la batalla de Caseros en las filas rosistas, pasando después a revistar en la Plana Mayor Activa y el 26 de agosto de 1852, en la Inactiva.  Tomó parte en la revolución del 11 de setiembre de aquel año y posteriormente se halló en el asedio de Buenos Aires por el ejército de Hilario Lagos (1).  En la primera se portó “con una puntualidad a toda prueba” (informe de 4 de enero de 1867, del teniente coronel José Domingo Martínez).  En el sitio de Buenos Aires actuó como ciudadano, pues revistó de baja en el ejército desde el 1º de diciembre de 1852 hasta el 8 de marzo de 1860, en que fue reincorporado en la Plana Mayor Inactiva, a contar del 11 de noviembre de 1859.

El 7 de mayo de 1864 dispuso el Ministro de Guerra, Gelly y Obes, que Echevarría revistara en la Plana Mayor Disponible a partir del 1º del mismo mes y el 1º de febrero de 1865 pasó a la P. M. I., por haber solicitado el 4 de enero el interesado, pasar al pueblo de Moreno “a restablecer su salud por haberlo así ordenado el médico que lo ha asistido en la dolencia de que empieza a convalecer”; lo que se le concedió el 14 de aquel mes.

Declarada la Guerra del Paraguay, no obstante sus años y achaques, el teniente coronel Echevarría ofreció el concurso de su espada; el 13 de julio de 1865 fue incorporado al Detall General del Estado Mayor del Ejército de operaciones, encargado de la “Policía del Campo”, en cuya comisión falleció repentinamente el 17 de julio de 1866, después de haber asistido a toda la campaña hasta ese momento y acciones de guerra que tuvieron lugar.

Estaba casado con Margarita Rojo.

Referencia

(1) Fue uno de los firmantes de la comunicación al Gral. Flores del 19 de diciembre de 1852.

Fuente

Efemérides – Patricios de Vuelta de Obligado.

Portal www.revisionistas.com.ar

Se el primero en comentar en "BERNARDO ECHEVARRÍA"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*