MALVINAS: ESCÁNDALO EN EL NACIONAL BUENOS AIRES

Críticas de la izquierda por una charla que dieron dos VGM en el acto por el 9 de Julio en el CNBsAs.

Malvinas: escándalo en el Nacional Buenos Aires

La comunidad educativa (Centro de Estudiantes y un grupo de padres autoconvocados no “los padres de los alumnos” cabe aclarar) pidió explicaciones a la rectora por la presentación de dos expilotos veteranos de guerra y héroes de Malvinas que dieron una charla sobre el conflicto a los alumnos.

Descripción: Descripción: El 11 de julio se realizó el acto en el que fueron presentados los dos militares.

El 11 de julio se realizó el acto en el que fueron presentados los dos militares.

La comunidad educativa –Centro de Estudiantes y un sector de padres autoconvocados no la totalidad delos padres ni de los alumnos ya que he tenido oportunidad de hablar con varios que pidieron anonimato por miedo a las represalias de alumnos y del CECNBA)- del Colegio Nacional Buenos Aires (CNBA) denunció que las autoridades de la escuela organizaron un acto por el Día de la Independencia con dos exoficiales veteranos de la guerra de Malvinas de la Fuerza Aérea y héroes de la Gesta del Atlántico Sur que presentaron un video que “tenía elementos religiosos no admitidos en un colegio público y laico (?)” y se negaron a hablar sobre los desaparecidos en la última dictadura cívico-militar y las torturas a combatientes durante el conflicto bélico, o sea de dos temas que nada tenían que ver con el tema a tratar que era Malvinas y la Gesta del Atlántico Sur. Un grupo de padres –bien aclarado queda-, estudiantes –en realidad el CECNBA- y algunos docentes emitieron comunicados para repudiar lo sucedido y le exigieron una explicación a la rectora de la institución, Valeria Bergman.

El jueves 11, en el Aula Magna del colegio, los alumnos de cuarto y quinto año del turno tarde fueron al acto que se realizó en conmemoración del Día de la Independencia argentina. “Sabíamos que iba a haber un acto, pero no nos dijeron de qué se iba a tratar”, contó a este medio Vicente Liut, estudiante de quinto año turno tarde que participó del acto, y que fue desmentido por tres de sus propios compañeros que aportaron que éste es delegado del centro de estudiantes por dicho curso. Después de cantar el himno, las autoridades escolares presentaron a dos exoficiales VGM y héroes de Malvinas de la Fuerza Aérea que combatieron en Malvinas. “Se presentaron, dijeron que estuvieron en Malvinas y que en el video iban a mostrar su entrenamiento y el rol que tuvieron en la guerra”, recordó el alumno.

Descripción: Descripción: C:\Users\Marcelino\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\IMG_4358.jpg

El “Pipi” SAnchez y el “Tucu” Cervera en un acto de desagravio por lo del CNBA

El video duró cerca de 20 minutos, describió Liut, y mostraba las bases militares en las que se entrenaron los pilotos, se explicaba qué aviones se utilizaron en el conflicto, las operaciones en las que la fuerza estuvo involucrada –como el ataque al portaaviones inglés HMS Invincible–, y los caídos durante la guerra “todo con música épica” y, al final, musicalizado con el Ave María. “Fue más como mostrar cuál había sido su vida cotidiana, los operativos. No había nada problemático por ese lado”, opinó el alumno de quinto año.

Según Liut, una vez finalizado el video, los veteranos les dijeron a los estudiantes que ellos querían “hacer algo más interactivo” -cosa que como después se pudo observar fue un error de Cisneros y de “Pipi” Sánchez quien contribuye a esta nota- y responder preguntas sobre su actividad. “Un compañero se paró y les preguntó qué opinaban sobre los colimbas que fueron llevados a la guerra sin un entrenamiento previo y también por los 30 mil desaparecidos de la dictadura”, contó el estudiante del CNBA.

Uno de los VGM respondió que los alumnos “nos merecíamos -dijo Liut quien participo y es miembro de un sector político identificado con las organizaciones de Madres y Abuelas- la verdad y no una opinión política” y que no estaban en condiciones de opinar sobre las torturas a colimbas durante la Guerra de Malvinas porque en la Fuerza Aérea no participaron conscriptos, a diferencia del Ejército y la Armada. “No hicieron mención sobre los desaparecidos. Ellos querían hablar de su experiencia concreta, pero en ningún momento dijeron la palabra ‘dictadura’ o ‘proceso’, sino que hablaban del ‘gobierno de turno’”, criticó increíblemente Liut, pues ambos veteranos de la FAA expresaron libremente una opinión que puede ser diferente a la del alumno y los padres del MaPaC.

Descripción: Descripción: C:\Users\Marcelino\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\IMG_4357.jpg

“De repente se paró una persona, creemos que se trató de un padre, y pidió que respondieran la pregunta sobre las torturas –siguió relatando el mismo Liut-. El hombre dijo que él había estado (movilizado) en Río Gallegos, que vivió esa realidad. Opinó que el acto era un avasallamiento a los compañeros que fueron llevados a morir, que era una vergüenza y que debía detenerse. Toda el Aula Magna lo aplaudió (?)”, contó éste cosa desmentida pues muchos alumnos e invitados no lo hicieron y es más pidieron “no politizar un acto sobre el valor de nuestros héroes de Malvinas”, pero como siempre ocurre eran menos gritones y menos mal educados.

Luego, el vicerrector del turno tarde, Juan Francisco Seguí, agarró el micrófono, dijo que “estaba de acuerdo con el debate, pero que esto se iba de las manos”, invitó a todos a comer chocolate con churros y dio por finalizado el acto. “Fue una resolución por fuera de lo que hubiésemos querido como comunidad educativa”, dijo Martina Miravalles, integrante del grupo Madres y Padres Autoconvocados (MaPaC) de neto corte de izquierda y militante de grupos afines a Madres y Abueas del CNBA.

Miravalles sostuvo que este episodio le resultó “inquietante”, teniendo en cuenta que en el desfile militar que organizó el Gobierno Nacional participó por mérito propio como VGM y un oficial condecorado por el Congreso y el PEN durante los gobiernos democráticos el Ex Teniente Coronel y excarapintada Aldo Rico y el ministro de Defensa, Oscar Aguad, minimizó lo sucedido, porque no supo o quiso explicar que nadie tiene el derecho de decir que VGM desfilan y quienes de ellos no. “La única manera de aceptar la presencia de militares dentro de una escuela es si tienen una mirada autocrítica y reivindican los valores democráticos”, apuntó la integrante del MaPaC -una organización de izquierda-, de ciertos grupos de padres del colegio dependiente de la UBA.

Tanto Miravalles como Liut exigieron que las autoridades del colegio den una respuesta. “Queremos que nos digan qué pasó, si fue una negligencia atroz o si están de acuerdo ideológicamente -afirmó el estudiante-. Nosotros estamos posicionados de una manera y lo reivindicamos cada 24 de marzo que marchamos. Tenemos 108 compañeros desaparecidos, el colegio no puede hacer silencio. Si se mandaron una cagada, que lo digan”, politizando y sacado de contexto el acto para el cual fueron convocados.

Aquí la carta del VGM FAA “Pipi” Sanchez acompañante del “Tucu” Cervera respecto de lo sucedido y amplificado por medios como Clarín, Pagina/12 y otros:

“Experiencias de un viejo ciudadano: casi todo está perdido!

Los dichos son normalmente sabios y por algún motivo siguen circulando a lo largo de nuestras vidas. Se suele decir que el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra, es el hombre… y con el Tucu Luis A. Cervera, no somos excepciones a la regla.

Nosotros siempre disfrutamos las oportunidades que nos dan las distintas Instituciones para poder contar nuestras experiencias, de lo que hicieron las Fuerzas Armadas y sus hombres por integrar definitivamente nuestras Islas Malvinas al patrimonio nacional. Es así que andamos como juglares de la época medieval, pueblo por pueblo, ciudad por ciudad o donde nos abran sus puertas, para cumplir con el compromiso de narrar los hechos contemporáneos vividos por nuestros 649 héroes.

Ya habíamos tenido dos amargas experiencias de hacer nuestra presentación (ya que no es una exposición catedrática y tampoco queremos esa adjetivización para hablar de hechos dolorosos que aún perduran en nuestras almas) en colegios secundarios públicos, respondiendo a pedidos de padres de alumnos deseosos que sus hijos escuchen del sacrificio realizado por argentinos, en la patriada de Malvinas.

Así fue como se nos presentó este mes una atrayente propuesta de hablar sobre Malvinas, luego del acto por la celebración del Día de la Independencia, esta vez en un prestigioso Colegio Nacional cuya historia se remonta a la época colonial del Virreynato. Como de costumbre y para saber de qué se trata, me tome el trabajo de leer la historia de dicha Institución (adjunto un link para que puedan apreciar su historia y los hombres que pasaron por el Colegio https://es.m.wikipedia.org/wiki/Colegio_Nacional_de_Buenos_Aires) y con el Tucu, nos acercarnos para ver las instalaciones para asegurarnos con las autoridades del Colegio el respeto que el claustro académico necesita, para que desarrolláramos nuestro tema. Todo esto sabiendo la exposición a la que uno se presta cada vez que se acepta el riesgo de hablar en un colegio público hoy en día.

Me tome el atrevimiento de invitar a un “joven” amigo de 84 años (Osvaldo Crisci) a quien respeto mucho por lo que hizo por la sociedad argentina en busca del bien común nacional y poder compartir con el, nuestras experiencias por la causa justa de Malvinas. Para que le permitieran acceder al evento, tuve que dejar sus datos personales (incluidos su DNI)… esto me aseguraba no tener “interrupciones sorpresivas” en nuestra charla.

De esta manera llegamos al día del Acto en el Colegio y nuestra esperanzada charla, que comenzó sin inconvenientes hasta que terminamos con la proyección del video introductorio previo. Al comenzar con las preguntas del auditorio (compuesto por alumnos, autoridades, profesores e invitados) y sin que fuera asombro para nosotros, la inició un alumno pero sin dejar de “enrostrar los 30 mil desaparecidos de la dictadura”. Como ya estamos acostumbrados a jóvenes que nacieron después del año 2000 y que en su cerebro solo tiene lo que con adoctrinamiento ideológico intencionado le meten a propósito, tratamos de contestar y enfocarnos exclusivamente en la gesta de Malvinas.

Pero vino una segunda buena pregunta de otro alumno, pero con el mismo sesgo malintencionada de la primera. Una tercera buena pregunta de una de las autoridades que presidia el evento, hasta que de repente y sin aviso previo, uno de las personas del auditorios (adulto de unos 40 y pico de años que decía haber sido soldado pero no VGM) interrumpió faltando las consideración a los expositores y las autoridades del Colegio. Esta persona (que de ninguna manera puedo llamar señor) criticó el evento que se estaba llevando a cabo y ante su alocución despectiva hacia las FFAA de la nación, el alumnado presente aplaudió efusivamente.

Ante el atrevimiento del desconocido y que adjunto su foto enmascarado con el auditorio (como lo hicieron los “jóvenes idealistas de los 70”, siempre clandestinamente), sin saber si era profesor, padre, biblia o calefón… las autoridades del Colegio decidieron suspender el evento. Es de esta forma que nos fuimos nuevamente con el Tucu, con otra ofensa recibida en un ámbito académico donde no se respeta el pensamiento del otro, no fuimos defendidos por las autoridades de la Institución ni se aclaró la trágica situación vivida, sin poder responder el atrevimiento del osado que se escuda en el anonimato y ofende sin sentido, donde volvemos a ver que no importa el prestigio ni la historia de una entidad educativa publica nacional para escuchar TODAS las voces, donde los alumnos no hablan de historia sino de ideología. Otra dura experiencia y siempre no hay dos sin tres… pero esta fue la última.

Como ciudadano que con mis años y experiencias encima, sigo observando la triste realidad de la educación pública nacional. No lo digo por este caso particular, sino que se repite a lo largo y ancho de nuestro país. Tampoco quiero generalizar ya que siempre existen las excepciones a la regla y fundamentalmente se da en esos colegios públicos donde los maestros o profesores, siguen enseñando historia argentina y no ideologizan etapas de nuestro pasado contemporáneo. Como profesionales y orgullosos ciudadanos, nos duele ver en que se ha transformado la educación pública y sin poder encontrar responsables a nivel nacional que corrijan el rumbo que llevamos o se hagan cargo del problema… porque el destino de la patria, es muy triste con lo que vimos hasta la fecha.

Como militares somos hombres de principios y valores que los adquirimos en nuestros hogares y nuevamente nos sentimos traicionados en nuestra buena fe, otra vez fuimos “emboscados” o “embaucados”. Nuevamente me siento derrotado por el “enemigo interno” que continúa enfermando la mente de nuestra juventud. Si algo agradezco a mis padres es que como herencia me dejaron una buena educación. A pesar de su pobre existencia, se sacrificaron para darme una educación primaria y secundaria (hasta 3er año) en colegio privado. Luego la escasez económica y el hecho que tuviera que trabajar desde joven, hizo que terminara los últimos dos años del secundario en colegios públicos. Pero la diferencia que hay entre mi experiencia de estudiar en colegio público (año 1971 y 1971) a la de hoy en día, es abismal. En mi época teníamos que asistir a clases con saco y corbata, además de encontrarnos prolijamente presentables.

Esta última experiencia vivida en el Nacional Buenos Aires (considerando los pro hombres que asistieron a sus claustros o egresaron de ese instituto) solo me deja ver como están ideologizadas las Instituciones educativas públicas. Con la tremenda historia que tiene a cuesta el CNBA y jactarse que es pública? Como primera medida, es gratuita y como “Institución Publica” es sostenida por el pueblo argentino… resulta que yo soy uno de los contribuyentes que con mis impuestos también mantengo al CNBA y la verdad es que siento vergüenza de lo que están haciendo con nuestros jóvenes. Si el ofensor durante la charla era un padre, debería tener conciencias del significado de público. Pero creo que esa “persona”, como los que están del otro lado de la grieta, se olvidaron de una materia que teníamos de jóvenes: Educación Democrática. Pero claro, eran otras épocas… todavía no habían aparecido los “jóvenes idealistas revolucionarios” que cambiaron todo. En su momento, los ideólogos usaban los idiotas útiles de las universidades y colegios, para presentar batalla… para que fueran la “carne del cañón”!

Lamentablemente hoy día, siguen usando las mentes de nuestros jóvenes para seguir sembrando odio en nuestra sociedad.

A veces pienso que está todo perdido… cada vez quedan menos fuerzas para seguir dando batalla y predicar con el ejemplo.

No nos permitieron SER MAS , de todas formas ad astra per aspera… Seguiremos dando Batalla””

VGM Héctor “Pipi” Sánchez

Descripción: Descripción: C:\Users\Marcelino\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\IMG_4356.jpg

Cervera y Sánchez en Malvinas

Queda muy en claro que estamos insertos en una gigantesca grieta que lleva ya más de 200 años, empezando por Saavedristas y Morenistas, continuo salteando etapas entre Rosistas y antirosistas, Yrigoyenistas y alemnistas, peronistas y antiperonistas, subversivos y seudo torturadores y ahora kirchneristas y anikirchneristas, macristas y antimacristas… y esto no termina llegando a meterse en un tema tan caro y cercano como es el de la Gesta del Atlántico Sur y sus muertos y héroes… ¡¡Todo muy antinacional y prospera al desmembramiento que pretenden las potencias imperiales que ocupan indebidamente nuestro territorio!!

Agradecimiento enorme a: VGM ® Héctor Sánchez y Arq. Mónica Cordero de Berraz

Buenos Aires, 19 de julio de 2019

Arq. José Marcelino García Rozado

Ex Subsecretario de Estado

Se el primero en comentar en "MALVINAS: ESCÁNDALO EN EL NACIONAL BUENOS AIRES"

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*